Los acabados son morteros utilizados en las etapas finales en una construcción y tiene como fin el dar una textura, forma o color determinado a paredes o techos.

REPELLOS

Un tipo de acabado son los repellos y tienen como función principal el revestimiento y nivelación de elementos de mampostería. Estos repellos están compuestos principalmente de cemento, cal y agregados finos de arena pómez con granulometría específica. Su uso directamente es en:

  • Nivelación directa de paredes de mampostería de block y ladrillo
  • Nivelación de lozas prefabricadas y de concreto
  • Revestimientos rústicos
  • Acabados especiales para decoración
  • Reestructuración de muros antiguos

CERNIDO Y BLANQUEADO

Otro tipo de acabado es el cernido, el cual es un mortero diseñado para el revestimiento de paredes y acabados especiales. Éste está compuesto en base de cal, cementos y agregados de granulometrías finas de arena pómez. Se usa directamente en:

  • Revestimiento final de paredes
  • Acabados especiales con textura. La textura depende directamente del tipo de herramienta utilizada en su aplicación, siendo las mas conocidas el rayado vertical y el remolineado
  • Reestructuración de muros antiguos
  • Acabados especiales de textura lisa